lunes, 17 de febrero de 2014

Giusseppe Busso (1ª parte)

Cuando hablamos del motor Busso todos pensamos en el V6 de sonido celestial que animó los modelos más prestacionales de Alfa durante casi 4 décadas, pero pocos conocemos que Giusseppe Busso, su creador, diseñó más motores para Alfa Romeo e incluso alguno para Ferrari. Con esta entrada empezamos una serie dedicada a uno de los ingenieros de motores más importantes que ha dado la historia del automóvil, Giusseppe Busso, así como a los motores que desarrolló para Alfa Romeo.

 
 Giuseppe Busso nació el 27 de abril de 1913 en Turín y trabajó como diseñador técnico para Alfa Romeo y para Ferrari. Se graduó como diseñador industrial y, en 1937, comenzó a trabajar para Fiat en su departamento de motores de aviación. En 1939 se trasladó a Alfa Romeo, donde trabajo bajo la dirección de Orazio Satta Puliga. En 1946 se convirtió en Director Técnico de Ferrari, acabando así su primera etapa en Alfa Romeo, y participó en el desarrollo del motor V12 de 1.5 centímetros cúbicos que montó el Ferrari 125. Sólo dos años después, en 1948, Giusseppe Busso volvía a Alfa, donde trabjaría de forma ininterrumpida hasta 1977. Durante esas casi 3 décadas de trabajo Busso estuvo al mando de la ingeniería mécanica de todos los modelos que salieron de la casa, participando en la creación del Alfa Romeo 1900 , Giulietta, Giulia 1750, Giulia, 2000 y Alfetta.
 
El primer motor que Busso realizó para Alfa Romeo, en su primera etapa en la marca, fue un 6 cilindros en línea que pretendía sustituir al 2500 qué, por aquel entonces, montaban los 6c2500. Ese nuevo motor debía ser montado en una de las dos nuevas berlinas, la 6c3000 y la 4c2000, aunque finalmente sólo se montó en un 4c1900. Ya en su segundo etapa en Alfa, Giusseppe Busso introdujo el famoso 4 cilindros biárbol que estrenó el Giulietta 1.290 y que llevarían, entre otros, el Giulia, el Spider y el Alfetta. Todo y ser un motor avanzado a su época, a Busso se le conoce "injustamente" por otra de sus creaciones más recientes, el V6 que diseño en los años 70 y que introdujo en 1979 en el Alfa 6.
 
Giusseppe Murió en Arese, Milán, curiosamente sólo 3 días después de que se parara la producción de su, para entonces ya, legendario motor V6.

 
 
En próximas entradas hablaremos sobre cada uno los motores que diseñó para Alfa Romeo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario